Crónicas y cronistas del régimen. Parte 1

Parte 1. EL PERIÓDICO




Ya ha pasado un tiempo prudencial para acercarse a leer detenidamente la crónica de diferentes diarios referente a la manifestación del pasado domingo, la cual reclamaba la supresión de las imposiciones lingüísticas en las escuelas. Y digo que es necesario un tiempo prudencial, para desproveerse de la justa carga emocional que pueda adulterar el análisis de los contenidos.
Me gustaría empezar por la de El Periódico, o mas bien por “las” de El Periódico.
En una primera, demasiado calentita ,del mismo día 28, se nota, por la hora, que el censor de la realidad debía estar en pleno ágape familiar, pero aun así, encontramos aspectos destacables.
Fíjense en el título y después fíjense en las primeras líneas del desarrollo del artículo.
En el título nos enuncian una abstracta defensa del castellano, pero ya en el desarrollo, menos llamativo a ojos del lector de titulares, nos especifica que era una manifestación por el bilingüismo y a favor del uso del castellano en la escuela.
Será interesante la comparativa entre las dos crónicas, pero antes destacaremos algún aspecto mas del relato.
Banderas del PP, naranjas de C's, españolas, alguna catalana, enseñas piratas o del colectivo gay.
Es cuanto menos curiosa, la descripción cuantitativa que nos proporcionan de los estandartes.
Fíjense una vez mas en el alguna catalana que crea una sensación de desproporcionalidad y falta de equidad en el lector que provoca en este un estado de agravio. No nos habla de alguna pirata o alguna o mas bien una, del colectivo gay, o de las europeas o vascas, que clarificarían con mas exactitud la proporción de banderas presentes, el precepto del censor en plena digestión era acomodar la realidad.
En su afán de dibujar mejor si cabe su realidad, el cronista “olvida” a otro partido y concentra la manifestación en PP y Ciudadanos para centralizar el “eje del mal”.
Pues bien, permítanme que les diga, que además de estos estaba el partido político de la UCE, pero claro, esta pieza no encajaba en su puzle.
La diversidad de opciones políticas manifestándose por un bien común como son la derecha, el comunismo y el centro izquierda no sale reflejada en el artículo.
Eso sí, quien no estaba y por desgracia ni se les esperaba, eran los sindicatos o los partidos oficialistas de izquierdas.

En una segunda crónica, del día posterior, ya Lunes y por tanto lejos del magnánimo ágape familiar y ocupando en su puesto de trabajo, el cronista-censor dispuesto de todas sus herramientas para centrifugar la realidad, es menos indulgente.
Para empezar, aquí ya no estan ni los gays, ni por supuesto los comunistas, ni la asociación por la tolerancia, ni CADECA, ni nada de nada, aquí sólo estan Ciutadans y el PP salen a la calle contra la inmersión lingüística.
Antes de desarrollar la fábula el cronista nos regala un subtitulo donde de un día para otro se carga a 2000 personas y cambia los motivos de la concentración.
2.000 personas protestan por la "discriminación" del español en Catalunya.
Donde antes era pedir la restauración del bilingüísmo en las escuelas, ahora es discriminación, entrecomillado para crear el beneficio de la duda y casi con acento en la “n” para mostrar el malestar.
Empezamos mal, señor Rico…
En Cataluña no está discriminado el castellano, en todo caso lo están las personas que lo utilizan como lengua vehicular. Las lenguas no tienen derechos, carecen de esta cualidad, ésta es própia de las personas. Pero, con todo, esto no es lo que se denunciaba ni es el mensaje que siempre se ha querido dar. La discriminación, con comillas o sin ellas, es para el uso de este idioma por parte de las personas en diferentes estamentos públicos de la región.
Avanzando en la lectura de la crónica nos encontramos que éramos “Más de 2.000 personas secundaron la manifestación”, vamos, que ya no éramos 2000, éramos unos inexactos “más” de 2000. ¿ Diez más?, ¿ cien más?, o ¿ dos mil más?.
Tiempo ahora para las medallas o los culpables.
“Sin embargo, el protagonismo se lo acabó llevando el PP, tanto por banderas y carteles como por los representantes que asistieron.La plana mayor del PPC, con la presidenta, Alicia Sánchez-Camacho, a la cabeza, acudió a la cita. Junto a ella, su secretario general, Jordi Cornet, la portavoz en el Parlament, Carina Mejías, y la vicesecretaria sectorial y concejala en Barcelona, Ángeles Esteller. De Ciutadans, Rivera solo estuvo arropado por los otros dos diputados del partido, Antonio Robles y José Domingo.”
Vamos a ver, que yo me entere. El protagonismo, según el cronista, se mide únicamente visualmente.Por banderas y carteles y por representantes.
Árduo trabajo tendría en contar cartelitos y banderitas, pero le respeto la observación, pero lo que es inconcedible es la discriminación de apoyos recibidos.
Es cierto que estuvo la La plana mayor del PPC, aunque podríamos echar en falta a las Nebrera, Sirera, etc…, pero decir que “De Ciutadans, Rivera solo estuvo arropado por los otros dos diputados del partido, Antonio Robles y José Domingo”, es faltar a la verdad.
¿Cómo puede estar arropado sólo por sus diputados si era quien organizaba el acto?. Además, cambiaría mucho la enunciación si en vez de utilizar el “solo estuvo arropado por los otros dos diputados del partido” hubiese quitado el “sólo”. Es que no hay más, Ciudadanos no tiene más diputados, sólo estaban éstos porque solamente había éstos.
“Entre banderas españolas y catalanas…”. Éste principio de frase hace justícia a la realidad y aparece como elemento surrealista dentro de la fábula en la que se ha querido convertir la realidad.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Muy bueno el análisis que haces sobre la noticia que El Periódico publica.

Peor es Público, que silenció la convocatoria y luego se despacha a gusto contra ella, en un vituoso ejercicio de cinismo y tergiversación. El Enric Sopena y la Mª Antonia Iglesias no lo hubieran sabido hacer mejor.

En cuanto a la tabarra de la defensa del castellano, habrá que recordar que Marta Matas y el mvovimiento de Rosa Sensat preconizaban la enseñanza en lengua materna. Y los apoyamos en toda España. Marta Matas murió sin desdecirse de la imposición de la inmersión linguistica en catalán. En cuanto a los de Rosa Sensat, se los ha tragado el presupesto. A lo mejor Enric Sopena podia informar sobre su paradero.


Sevillano.

Oscar dijo...

Gracias por tu comentario. Agradezco que te haya gustado el análisis.
Es cierto lo que comentas de Público..., tendrá su análisis también.
Hay periódicos que parecen diarios, pero que se deberían vender bien plastificados regalando dvds como único objetivo de ventas y en coleccionables con oferta de lanzamiento.
Curioso lo que comentas con acierto de los casos de Matas y Sensat.Es lo que tiene el oasis, que con nada que llueve, los lodos entierran a los divergentes.
Saludos.

Contador de Visitas